#7532b8 #520096

miércoles, 31 de diciembre de 2014

Prioridades


¿Cuáles son las prioridades de cada persona? ¿Para muchos sería tener fama? ¿Para otros dejar de tener necesidades y pagar la hipoteca? ¿O tener una gran mansión con una millonada de objetos materiales que al fin y al cabo no conllevan ningún valor?

Desde mi punto de vista, creo que hay prioridades mucho más importantes y más esenciales, como la familia. Porque no hay nada que pueda reemplazarse al cariño, las risas, los buenos momentos de tus seres queridos.

¿Qué más da tener una gran cantidad de amistades debido a la fama que tengas o tienes una super casa y mucho dinero si en el momento de la verdad ese gran número de personas no permanecerán a tu lado si no es por dicha fama y dinero? Por eso mismo, no hay nada como la familia, la felicidad que conlleva pasar momentos como la Navidad y otras festividades, básicamente no tienen precio, porque a la hora de la verdad, es con tu familia con quien te sientes cómodo, eres tú mismo y dejas que salgan a relucir tus mayores habilidades y virtudes.

domingo, 7 de diciembre de 2014

Moments in Autumn


Hace 2 meses aproximadamente quedé con una grandísima amiga que nos conocemos desde que apenas teníamos uso de razón. Y desde entonces hemos mantenido el contacto, a pesar de los altibajos y caminos diferentes respecto a nuestros estudios, seguimos siendo amigas desde el primer día. Como iba diciendo, quedamos una tarde para vernos, charlar y desconectar un poco de las clases. 

¡Y qué bien nos vino ese ratito de tranquilidad y de sonrisas!

Estuvimos dando una vuelta para buscar algún sitio para hacer fotos y poder fotografiarla. Andamos tanto que acabamos cansadísimas, pero eso no quitaba poder aprovechar el poco sol que había, ya que en otoño los días son más cortos y oscurece muy temprano.

martes, 18 de noviembre de 2014

Cosas que suceden en Otoño


Hoy vengo a hablaros de algo que me ocurrió hace justo 1 año.

No sé si conoceréis mi ciudad, o como mucha gente dice, un pueblo grande, situada en un cachito de Extremadura, llamada Mérida, o como la llamaban en la antigüedad, Augusta Emérita.
¿Conocéis la cantidad de parques y sitios llenos de ese color verde tan vivo, lleno de árboles y flores, de una naturaleza innata como es Mérida? Yo sí, pero aún me quedan muchos rincones ocultos y a la vez, preciosos y mágicos por conocer.

A lo que iba, hace 1 año emprendí una nueva aventura, algo que anteriormente desconocía, y que me alegro mucho de haberla hecho, ya que no todos los días una puede ser la modelo de un gran fotógrafo de la ciudad.

lunes, 3 de noviembre de 2014

365 días, 8760 horas, 525600 minutos, 31536000 segundos.


1 año se resume en eso, 365 días8760 horas525600 minutos y 31536000 segundos.
Ese es el tiempo que he compartido con la mejor persona que he podido conocer y encontrar, sin estar buscándola por los rincones del mundo. Simplemente surgió algo que no estaba previsto que iba a suceder, y jolín, no dejo de asombrarme de haberme arriesgado, porque a día de hoy, es de las pocas cosas que me alegro de haber decidido.
Hemos pasado millones de momentos el uno con el otro, unos más divertidos, otros no tanto, unos más felices, y otros más tristes. Pero a pesar de todos los obstáculos y ciertas dudas y miedos, aquí seguimos, intentando dar lo mejor de cada uno para la otra persona, para que así ambos nos sintamos inmensamente felices, o al menos esa es nuestra intención.

domingo, 26 de octubre de 2014

Materialismo o ¿Altruismo?


A día de hoy lo único que las personas ven y les interesa son las cosas materiales, el dinero, la posesión de cuántas más cosas, pues mejor, ¿no? Ya que así creen que son más felices y se sienten mejor con uno mismo. Pues yo no lo creo así.
Cuánto más tienes, más quieres, y así nunca te sientes lo suficientemente feliz, porque en realidad, quitando todo el materialismo, ¿qué te queda?, podrás disfrutarlo al principio pero, ¿y después qué?

No es más feliz el que más tiene sino el que menos necesita.


sábado, 18 de octubre de 2014

Un atardecer de verano


Una tarde de verano que parecía como otra cualquiera, estuve en muy buena compañía, porque con ella siempre lo ha sido ya que es una gran compañera de fatigas y alegrías desde hace ya muchísimo tiempo. Al principio no teníamos pensado ningún plan para pasar la tarde, pero yo como siempre, llevaba la cámara de fotos a mis espaldas. Hubo un momento en el que nos sentamos en un banco, charlamos, nos echamos unas risas, y recordamos un poco los viejos momentos que pasamos juntas, que no fueron pocos.

Al final terminamos en unos columpios como dos niñas pequeñas que quedan para salir a jugar, montarse en el tobogán y hacer castillos de arena con el rastrillo y la pala, mirar a otros niños hacer lo mismo que nosotras, ver que algunos se hacían daño y sus padres corrían a socorrerlos y a darle mimos y cariño para que el susto pasara, contemplar gran variedad de animales pasear alrededor del parque. Me habría encantado haber pasado esa pequeña etapa de niñez a tu lado, porque habría sido igual o incluso mejor que esta etapa de adolescencia y madurez.
Pero antes de terminar así, esto es lo que ocurrió.




viernes, 10 de octubre de 2014

27 de Junio, 2013. Bon Jovi, Un sueño hecho realidad (Part 2)


Todos comenzaron a gritar, a saltar, a llorar de la emoción, y a cantar todos juntos, porque eso es lo que consigue esta banda, hacer feliz a millones de personas con su música. Al comienzo de la segunda canción "You give love a bad name" todos cogimos nuestras cartulinas y las alzamos al cielo. La sonrisa que apareció en sus caras al ver su escudo con un GRACIAS se les quedaba corto. Al llegar al estribillo de este mítico tema cogieron mucha fuerza y lo bordaron hasta el final de la canción.



sábado, 4 de octubre de 2014

27 de Junio, 2013. Bon Jovi, Un sueño hecho realidad (Part 1)


Lo recuerdo como si fuese ayer, un día bastante cargado de emociones y sentimientos, pero mejor vayamos desde principio. La noche anterior, era incapaz de dormir, debido al calor y los nervios de lo que me esperaba al día siguiente, era una forma de decir que estaba eufórica por lo que iba a ocurrir. Tardé bastante tiempo en poder dormir, pero eso sí, dormí con Bon Jovi en mis oídos y con una sonrisa que no me cabía en la cara.

A la mañana siguiente no podía creer que fuera cierto, tantos meses esperando, tantas canciones en mis oídos, pero ya iba siendo hora de decirme a mí misma: “¡Ana, admíteto ya, CREETELO, hoy vas a ver a tus ídolos, al grupo que te despierta miles de sensaciones, ese grupo de cuatro integrantes que tanto te han dado sin que te conozcan, así que, ESTE DÍA NUNCA LO VAS A PODER OLVIDAR PORQUE VA A SER PER-FEC-TO!” Así que estuve toda la mañana escuchando Bon Jovi (para variar), emocionándome cada vez que veía por enésima vez uno de los conciertos de su gira, en Cleveland, sobretodo en la parte en la que Jon, con una camisa roja y un clavel, cantaba a capella Bed of Roses, tirándole besos al público. Ya se estaba acercando la hora de preparar las cosas, la ropa que tendría que llevarme y todo lo demás. Antes de vestirme, mi madre me preparó la comida para que comiera antes de marcharme. Temblando estaba cuando empecé a comer. Me puse la camiseta negra de Bon Jovi, con unos shorts y las converses rojas.